Este año celebramos la Pascua de Resurrección en circunstancias muy especiales de confinamiento por el COVID 19 y por ello queremos transmitir un mensaje de vida y esperanza celebrando la alegría de Jesús resucitado que siempre acompaña y envía a ser testigos de su Buena Noticia. El lema es Manos que dan vida.