Los alumnos del colegio Santa Cecilia en Cáceres (Las Carmelitas) se han convertido esta semana en investigadores y el centro, en un laboratorio criminalístico para resolver un crimen al más puro estilo CSI. A través de un proyecto multidisciplinar organizado por el centro educativo, titulado 'CSI Vedruna: El caso del profesor Alexander Bell', los escolares se han dedicado estos siete días a planificar, analizar las pruebas recogidas en el laboratorio, obtener resultados y presentado un informe final escrito y oral en un juicio defendiendo o culpando a un sospechoso.

Es el tercer año que el centro dedica una semana a trabajar los contenidos de manera interdisciplinar, aplicando en el proyecto muchos de los principios del aprendizaje basado en proyectos, retos, experimentos y talleres, entre otras actividades, según indica el centro. Los objetivos son múltiples: trabajar, divertirse, colaborar, aprender y compartir desde la metodología cooperativa. En el desarrollo del proyecto, el colegio ha contado con la colaboración no solo de las familias, sino también de los profesionales de distintos ámbitos, como jueces, abogados, cartógrafos, profesores de criminología y policías.

Fuente: hoy.es